• Lun. Sep 26th, 2022

Samsung The Freestyle, análisis: 100 pulgadas para llevar donde quieras, si estás dispuesto a pagar por ello

PorAdmin

Jun 30, 2022 , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , ,

Hemos probado una de las propuestas más llamativas de Samsung para este año: The Freestyle. Un proyector portátil que pretende desmarcarse del resto de modelos del mercado por su versatilidad, al contar con un formato ultracompacto y distintas funciones que hacen que sea posible utilizarlo en cualqujeir momento y lugar.

Como primer intento, The Freestyle es un producto interesante, cuyas capacidades pueden llegar a atraer al público, incluso a aquel que nunca se había planteado comprar un proyector.

Pero que su reducido formato no te engañe: The Freestyle no es un producto para todos los bolsillos. Y, pese a ello, tampoco está libre de problemas propios de una primera edición.

Proyector Samsung The Freestyle

El proyector The Freestyle está disponible en un ínico color: blanco / Imagen: Christian Collado

Samsung The Freestyle, opinión y puntuación de Andro4all

Samsung The Freestyle, opinión y nota de Andro4all
¿Debería comprar el Samsung The Freestyle?
A favor
  • Portabilidad
  • Calidad de construcción
  • Sonido de buena calidad
  • Calibración automática
  • Smart TV integrada
En contra
  • Rendimiento muy pobre
  • Sin batería integrada
  • Brillo máximo un poco bajo
  • Enfoque automático poco preciso
Conclusiones Un formato versátil y una buena calidad multimedia son las grandes bazas de The Freestyle. Por desgracia, la ausencia de batería integrada y un rendimiento pobre hacen que sea difícil justificar su elevado precio
Puntuación

7.0Samsung The Freestyle

Precio del Samsung The Freestyle y dónde comprar

En España, el proyector The Freestyle de Samsung tiene un precio de 999 euros. Se puede comprar a través de los principales canales de venta, incluyendo la , Amazon o .

Diseño: compacto, bien construido y completamente orientable

The Freestyle es un proyector sorprendentemente compacto. Mide poco más de 17 centímetros de altura y 10 centímetros de alto, con un grosor de 9 centímetros.

Además, su peso de solo 800 gramos hace que sea fácil de transportar de un lado a otro, ya sea en la mano o en una mochila o bolso. Precisamente esa es una de las grandes virtudes de este proyector, aunque también saca a relucir uno de sus grandes problemas: la ausencia de batería integrada.

Para poder utilizar The Freestyle, es necesario mantenerlo conectado a un enchufe a través del cargador y el cable incluidos, o bien a una batería externa. Esta, eso sí, debe ser capaz de suministrar 50 W de potencia como mínimo para que The Freestyle pueda funcionar.

Teniendo en cuenta que el proyector ha sido concebido para ser trasladado de un lugar a otro, esta decisión dista de ser ideal. Vale la pena indicar que Samsung tiene previsto lanzar un accesorio con batería que permita añadir ese extra de versatilidad que tan bien le vendría, pero por ahora no hay una fecha para su llegada, ni se han compartido datos relativos a su precio.

Samsung The Freestyle, parte superior

Solo es posible usar el Freestyle mientras está conectado. No incluye una batería como fuente de energía / Imagen: Christian Collado

Otra de sus grandes ventajas es el formato orientable. Con un simple gesto, es posible cambiar la orientación de The Freestyle para conseguir que la imagen sea proyectada sobre cualquier superficie, ya sea una pared o el techo. Los soportes laterales y la base donde se asienta el proyector son sólidos, y no da la sensación de que el disposiotivo vaya a sufrir por muchas veces que se haga uso del sistema orientable.

En cuanto a los acabados, los materiales utilizados para dar forma al cuerpo del proyector son metal y plástico. El cilindro principal tiene un acabado gomoso muy agradable al tacto, y en su parte superior, donde se encuentra el proyector de imágenes, es posible acceder a algunos controles táctiles que pueden resultar útiles cuando no tenemos el mando a distancia a mano.

Sobre el mando hay que decir que tiene un formato ligero y cómodo, incluyendo solo los controles esenciales. En cualquier caso, será posible controlar el proyector desde cualquier dispositivo Android o iOS a través de la app SmartThings de Samsung.

Rendimiento: buena calidad de imagen, gran sonido y un claro aspecto a mejorar

Con el proyector ya colocado de la forma más adecuada, será posible proyectar imágenes a una resolución máxima de 1080p, pudiendo alcanzar las 100 pulgadas de diagonal siempre y cuando la superficie sobre la que se proyecta la imagen se sitúe a unos 2,7 metros. Si acercamos el proyector a la superficie, podemos conseguir una diagonal mínima de 32 pulgadas antes de que la calidad de imagen se vea perjudicada.

Gracias al sistema de orientación, resulta extremadamente sencillo encontrar una superficie adecuada sobre la que proyectar la imagen, independientemente del espacio existente. Por ejemplo, podemos posar el proyector sobre una mesita de noche o a los pies de la cama, sin miedo a que la imagen se vea distorsionada.

Y es que, como una de las funciones estrella de este proyector se incluye el sistema de nivelación automática, que determina la posición del dispositivo con respecto a la de la superficie donde se proyecta la imagen, con el objetivo de reducir la distorsión trapezoidal y lograr que la imagen se visualice siempre de la manera más adecuada.

Esa es la teoría. En la práctica, aunque el sistema cumple su función, también falla con cierta frecuencia y no consigue nivelar correctamente la imagen. En la mayoría de casos, eso sí, basta con mover ligeramente el proyector para recalcular el auto nivelado.

Otra función incluida en el Freestyle es el cálculo automático de enfoque. De nuevo, es una función que, si bien sobre el papel promete ser una de las características estrella del producto, su funcionamiento es algo errático. Por suerte, sigue siendo posible modificar el enfoque manualmente a través de los ajustes del proyector.

Mando del Samsung The Freestyle

El mando a distancia es muy similar al que se puede encontrar junto a los televisores de la marca / Imagen: Christian Collado

Con el proyector ya bien ajustado, es posible disfrutar de una calidad de imagen más que correcta. Los 550 nits de brillo pueden antojarse algo escasos en determinadas situaciones, sobre todo cuando la luz ambiente no es lo suficientemente baja. Sin embargo, cuando nos encontramos en un entorno oscuro, llama la atención la buena precisión de los colores, incluso si el fondo sobre el que se proyecta la imagen no es completamente blanco.

Samsung lo ha conseguido gracias a un sistema de calibrado que permite determinar el perfil de color más adecuado en base al tono de la superficie sobre la que se proyectará la imagen. Para poder configurar este modo, es necesario contar con un smartphone Galaxy S, Note, Z Flip o Z Fold de 2019 y años posteriores, o con un iPhone lanzado a partir de 2019.

Otro aspecto del proyector a destacar es la calidad de sonido. The Freestyle cuenta con un potente altavoz integrado, que ofrece un audio limpio y muy alto.

En general, la experiencia buena en lo relativo a los apartados multimedia. No lo es tanto, en cambio, el rendimiento del proyector a la hora de moverse entre la interfaz de usuario o de seleccionar el contenido que se desea reproducir.

Cuenta con un software muy similar al que podríamos encontrar en cualquier Smart TV de Samsung basada en Tizen OS. Sin embargo, resulta fácil deducir que, o bien el procesador de este dispositivo no es tan capaz como el de los televisores de la marca, o bien el software no está del todo optimizado. Sea cual sea el motivo, lo cierto es que la experiencia de uso con el Freestyle está lejos de ser la deseada.

Moverse entre los menús, abrir aplicaciones, navegar por catálogos de servicios en streaming o consultar una web en el navegador puede llegar a ser frustrante debido al lag y los cuelgues de la interfaz.

En ese sentido, vale la pena mencionar que el proyector contaba con las últimas actualizaciones instaladas antes de realizar este análisis.

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información. ACEPTAR

Aviso de cookies
العربية简体中文NederlandsEnglishFrançaisDeutschItalianoPortuguêsRomânăРусскийEspañol